Abriendo Camino: Brendan Brown lleva la investigación a los pequeños agricultores

October 23, 2018

Breaking Ground: Brendan Brown

La investigación para el desarrollo agrícola tiene un gran potencial en el impacto de la reducción de la pobreza y la seguridad alimentaria. Sin embargo, lograr beneficios reales para los agricultores es un desafío y muchos proyectos bien intencionados no logran un impacto a gran escala. Según Brendan Brown, investigador postdoctoral del programa de socioeconomía del CIMMYT en Nepal, aquí es donde entra su trabajo.

“Se ha trabajado durante décadas para mejorar los medios de vida agrícolas, pero muchas de estas intervenciones aún están lejos de tener algún impacto tangible para los agricultores”, dijo Brown. “Mi investigación busca ayudar a abordar esta situación utilizando marcos novedosos y aplicando métodos participativos”.

La investigación en socioeconomía del CIMMYT juega un papel clave en el nexo de las innovaciones agrícolas ya que ayuda a que intervenciones e iniciativas tengan un mayor impacto. El conocimiento que se obtiene en los estudios ayuda a priorizar y dirigir los recursos, optimizando la capacidad de investigación y acelerando la aceptación de las innovaciones.

“Mi intención es entender las oportunidades y limitaciones a diferentes escalas, desde las granjas hasta los niveles institucionales”, explicó Brown. “Así es como busco encontrar patrones que catalicen un cambio que conduzca a mejorar los medios de vida de los agricultores. Este tipo de investigación es esencial para poder llevar la investigación agrícola a los campos”.

Esta área de investigación requiere de una combinación de herramientas cualitativas, cuantitativas y de experiencia. Brown tiene un título en Ciencias de la Agricultura y una especialización en Ciencias del Suelo. “Sin embargo, después de trabajar en la investigación y el desarrollo agrícola durante un par de años, note que existía una brecha entre la agronomía y las realidades contextuales de la agricultura a pequeña escala, así que opté por seguir una carrera que sirviera de puente entre las ciencias físicas y sociales.”

El deseo de ayudar

Brown creció en Australia, entre la ciudad de Sídney y una granja familiar en Nueva Gales del Sur donde disfrutaba pasar tiempo al aire libre, “descalzo a ser posible”. Tenía actividades en la granja y desde una edad temprana mostro interés en asuntos relacionados con la justicia social. Al finalizar la preparatoria una prueba de aptitudes le reveló tres posibles opciones profesionales: capitán náutico, enfermero o científico agrónomo. Terminó decantándose por la última opción.

Fue en la universidad donde Brown adquirió la perspectiva de aplicar sus conocimientos en agricultura para ayudar a los pequeños agricultores. Durante un viaje que realizo de Ciudad del Cabo a el Cairo, participó como voluntario agrícola y fue testigo de las dificultades a las que se enfrentan los agricultores en el África subsahariana. Al regresar a sus estudios, optó por una carrera que le permitiría ayudar a los pequeños agricultores y al mismo tiempo abordar algunos de los mayores dilemas éticos del mundo.

Investigación con impacto

Recién graduado, Brown trabajó con el Centro Australiano para la Investigación Agrícola Internacional (ACIAR) en Canberra y la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO) en Ghana, donde adquirió experiencia trabajando en sistemas agrícolas en países en vías de desarrollo en Asia, África y Oriente Medio. Estas acciones inspiraron su doctorado, el cual exploró la desconexión entre el trabajo de desarrollo en las estaciones de investigación y la realidad experimentada por los agricultores africanos.

“Durante mi doctorado, colaboré con el CIMMYT a través de la iniciativa de Intensificación Sostenible de Sistemas de Leguminosas de Maíz en África Oriental y Austral (SIMLESA). Desarrollé un enfoque que va más allá de la ‘adopción’ en términos de evaluaciones de impacto y aceptación. También estudié las actitudes de las comunidades ante las prácticas de agricultura de conservación y realice el diagnostico clave de cuellos de botella institucionales dentro de los sistemas de investigación y extensión”.

Los estudios permitieron a Brown desarrollar nuevos métodos mixtos y vías de impacto participativo para promover nuevas prácticas agrícolas, como la agricultura de conservación para los pequeños agricultores de África. “Mi trabajo con el CIMMYT me permite ayudar a resolver algunos de los problemas más grandes del mundo. Espero contribuir a un cambio real a través de la interacción con los pequeños agricultores, la simplificación de la comunicación y la creación de una nueva comprensión.”

Brendan Brown during a field visit.

Brendan Brown (a la izquierda) en una visita de campo.

Mudarse a Asia

Después de pasar casi una década dentro y fuera de África, Brown se unió al equipo del CIMMYT en Nepal a principios de este año y está disfrutando de la oportunidad de explorar nuevos panoramas en Asia del Sur.

“En Asia del Sur existe un gran potencial en los sistemas alimentarios debido a la existencia de múltiples temporadas de cultivo y diversos mercados, al igual que los desarrollos en el uso de la mecanización y el riego, los cuales tienen potencial para brindar beneficios a gran escala impulsando una seguridad alimentaria mejor y ganancias”. No obstante, Brown señala que la integración de estas innovaciones en esta parte del mundo puede ser un desafío debido a las jerarquías sociales complejas e inherentes y por los sistemas de castas. “Todavía me queda mucho que aprender bajo este tipo de sistemas tan complejos”.

El trabajo de Brown en Asia del Sur se enfoca en comprender la adopción, la expansión y el impacto de las tecnologías y prácticas de la intensificación sostenible y trabaja principalmente con la iniciativa de Intensificación de Sistemas de Agricultura Sostenible y Resistente (SRFSI), que tiene como objetivo reducir la pobreza haciendo que la agricultura a pequeña escala sea más productiva, rentable y sostenible mientras se salvaguarda el medio ambiente y se involucra a las mujeres en la agricultura.

Al estudiar el portafolio de iniciativas lideradas por el CIMMYT en la región, Brown está desarrollando su comprensión de las prácticas de intensificación sostenible prevalecientes y los problemas que encuentran los agricultores cuando las implementan. Además de su trabajo con la iniciativa de SRFSI, Brown trabajará en un proyecto de investigación nuevo financiado por el Centro Australiano de Investigación Agrícola Internacional (ACIAR) con el objetivo de mejorar la mecanización sostenible de los sistemas agrícolas en dos provincias de Nepal a través de la movilización de la planificación estratégica y la colaboración.

“Espero poder reunirme con los proveedores de servicios agrícolas locales para comprender cómo administran sus negocios y cómo estructuran sus medios de vida”, expresó Brown. “Esto se nivelará con las perspectivas de los agricultores, los responsables de extensión, los investigadores y los formuladores de políticas para construir teorías de cambio y alternativas para maximizar el consumo y el impacto de las prácticas de intensificación sostenible”.

Brown hace mención de cómo la apropiación local del cambio se puede promover mediante la implementación de métodos participativos durante este proceso. Esto puede resultar en un cambio transformador que se aprecia desde el nivel institucional hasta el pequeño agricultor. Brown espera que su trabajo en Asia del Sur genere un impacto que se extienda para los pequeños agricultores y agradece la colaboración y el intercambio de ideas y enfoques con aquellos que trabajen en el área para lograr objetivos similares.